190 Views |  Like

BERGAMOTO DI CALABRIA, DE ACUA DI PARMA

Como sabéis, estoy de viaje y esta es una entrada programada. El texto de la entrada de hoy es la nota de prensa, tal cual, porque me ha resultado imposible hacerlo yo. Os pido disculpas siempre que esto ocurre. He elegido el lanzamiento de la nueva fragancia BERGAMOTO DI CALABRIA, de ACQUA DI PARMA, porque el texto me ha resultado muy interesante al leerlo y creo que aporta mucha información. A las amantes del mundo de la perfumería les gustará leerlo por la cantidad de datos históricos que incluye.

Sin más, aquí está la nota de prensa.

UNA HISTORIA ANTIGUA
Sus legendarios orígenes
Al igual que lo que ocurre con otros cítricos, el origen de la bergamota también puede situarse en el Extremo Oriente. Con mucha probabilidad, fueron los árabes quienes alrededor del año 1100 trajeron esta fruta a Calabria. Según otras hipótesis, fue Cristóbal Colón quien la trajo de las Islas Canarias a través de la ciudad españolade Berja. Por otro lado, los expertos sostienen que también es probable que, al contrario, la planta sea autóctona de Calabria. La bergamota derivaría de la mutación espontánea de una especie parecida y que surje en territorio cercano, el limero o el naranjo amargo, mutación que tuvo lugar alrededor del año 1600 cerca de Reggio Calabria en condiciones microclimáticas especialmente favorables para ello.

Según la etimología, lo más sostenible es que la palabra bergamota derive de Barg-amudi, que en turco significa “El peral del Señor”, por su parecido con la forma de la pera bergamota.

Magna Grecia de Calabria, hábitat ideal
Al margen de los orígenes misteriosos de la bergamota, lo que de cierto hay es que existe una unión indisoluble entre su calidad más excelente y el contexto típico de Calabria. Solamente aquí, en la cuna de la más antigua civilización mediterránea, la bergamota encuentra
su hábitat ideal.
En especial, la bergamota D.O.P., la mejor y más apreciada a nivel internacional, se extrae exclusivamente en la zona de Reggio Calabria, ciudad que ya fuera capital de la Magna Grecia y

más tarde metrópolis de arte y cultura en época
bizantina.
Cultivada desde sus inicios con

gran cuidado y pasión, la auténtica bergamota de Calabria goza solamente en estos lares del cruce perfecto entre tradiciones artesanales profundamente arraigadas y condiciones naturales y microclimáticas únicas en el mundo.

Desde el feudo “Giunchi” a los jardines de la bergamota
Los primeros cultivos de árboles de la bergamota de los que se tiene noticia se remontan al año 1750 en el antiguo feudo “Giunchi” de Nicola Parisi, cerca de

Reggio Calabria. Actualmente, los jardines de la bergamota se concentran en la estrecha franja costera que corre por 140 kilómetros desde Villa San Giovanni, en el estrecho de Mesina, hasta Gioiosa Jónica, en el Mar Jónico.
Las frutas crecen y prosperan en los terrenos de base silícea, de estructura poco profunda, permeable y ligera, típicos de estas zonas y, en especial, a lo largo de ramblas y canales. A ello se añade el clima favorable.
La planta de la bergamota prefiere la exposición al Sur y las temperaturas cálidas, siempre
superiores a los 8-10 ºC, y resiente las

oscilaciones térmicas y las nieblas primaverales que los agricultores calabreses llaman “lupe di mare” (borrascas de mar). Los jardines, con una producción total de 100.000 kg de esencia y el empleo de unos 4.000 trabajadores, ocupan un total de unas 1.500 hectáreas y pertenecen a unas mil familias. Cada propietario cultiva, pues, en promedio, una plantación de una hectárea, todo ello con total dedicación y con el orgullo que supone una producción exclusiva de Calabria reconocida a nivel internacional.

La línea completa está compuesta por la fragancia y la crema corporal. ¡¡Riquísimas y fresquísimas las dos!!

MUCHAS GRACIAS POR LEER Y COMENTAR
Si te ha gustado, compártelo...