73 Views |  Like

EL AMOR ES UN TESORO

Hoy es mi cumpleaños y, al igual que en otras ocasiones, la entrada va a estar dedicada a un perfume, pero no os voy a decir cuál. Ya sabéis lo mucho que me gustan los juegos y este me apetecía mucho. 

Todo comienza pinchando el vídeo, una partitura de música emocionante y evocadora de sentimientos.


PUENTE DE TRIANA EN SEVILLA
PUENTES CON HISTORIA

El relato es muy corto, de acuerdo con la duración de la banda sonora. Al final, la historia cobra vida con un nuevo vídeo que desvela el secreto del perfume al que le he dedicado este día.

“Aquella mañana, sabía que me temblarían las piernas al hacer el recorrido de siempre, pero eso no fue excusa suficiente para evitar los tacones altísimos a los que suelo encaramarme a diario. Después de varios días de lluvia, el sol filtraba sus primeros rayos, todavía oblicuos y débiles por la estación del año y sin la fuerza suficiente para deshacer la bruma. 


Sabedora de mi nerviosismo, quise salir con tiempo suficiente para hacerme con todo el valor posible ante la proximidad del encuentro. Bajé las escaleras de mi casa con el ritmo que marcaba el latir interno y, al doblar la esquina, tuve que armarme de todo el valor que pude al encaminar los algo más de 200 metros de recorrido que me quedaban para llegar al puente, el lugar elegido. 



Caí en una pequeña trampa porque él, mago hacedor de juegos sutiles, casi imperceptibles, llegó mucho antes de la hora para elegir el mejor ángulo desde donde contemplar la escena. ¡Ingenua de mí! Con el sol de cara, sus oblicuos rayos sólo me dejaban reconocer su silueta, pero me alejaban de su rostro, que no de su mirada clavada y expectante.

No quise acelerar mi paso porque quería recrearme en cada detalle: la luz, la sensación de humedad, la tibieza de los rayos de sol abriéndose paso al día… saboreado con lentitud, casi a cucharadas. Si el silencio tiene un sonido, ese día se mezclaba con el crujir de las gotas de humedad y el canto de algunos pájaros confundidos. 

Un aroma evidente de pétalos de rosa se mezclaba con la frescura de las flores de albaricoque y melocotón, que estaban en pleno apogeo. La lentitud de mi caminar hizo posible descubrir las notas de los lirios del valle envueltas en vainilla, sándalo y almizcle.

Así dilató el tiempo que yo tardaría en llegar a él para sentirse observador de una secuencia minuciosamente preparada. 


¡Ni encargando a los dioses el diseño de esa mañana yo hubiera conseguido tanta emoción en un encuentro!”

LOVE IS A TREASURE

MUCHAS GRACIAS POR ESTAR AQUÍ,
HOY
Si te ha gustado, compártelo...