131 Views |  Like

LA ROSA DE PAUL SMITH

No hay nada más british que las rosas (con el permiso debido del tartán de Burberry’s, aunque aquí no tiene nada que ver). Paul Smith Rose es una fragancia basada en la rosa, pero dirigida a una generación muy joven y vanguardista. La historia de su creación es muy bonita y merece la pena que sea contada. Personalmente os diré que no me importaría nada protagonizar una historia así. Pero mejor que la cuente el propio Paul: “Mi mujer, Pauline, ideó un maravilloso regalo de cumpleaños: una rosa cultivada especialmente para mí. Se convirtió en una inspiración para crear esta fragancia”.  Y ha sido el famoso botánico inglés Peter Beales quien se encargara de ello. La primera vez que se presentó en “sociedad” fue en 2006, en el Chelsea Flower Show (mi reino por ir a esa feria floral), después de trabajar en ella durante tres años. Actualmente, el jardin del diseñador está repleto de estas rosas, así que estamos ante la primera fragancia de diseñador en el sentido más literal: la propia flor del diseñador aporta la chispeante nota principal. 

Para captar su aroma se utiliza la técnica denominada Scent Trek, que captura las moléculas sin llegar a cortar la flor. El perfumista creador de la fragancia h asido Antoine Masondieu, y también tiene sus motivos: “Quería combinar una sensación ligera con otra suave y aterciopelada sobre la piel. Mezclé la Rosa Paul Smith valiéndome de la tecnología Scent Trek con Aceite de Rosa de Turkía y Té Verde, y añadí un halo chispeante de flores de Magnolia. Un acorde amaderado, con toques de cedro aporta profundidad y esructura que, junto al suave almizcle, lo convierte en adictivo.”
El frasco y el packaging son obra de Alan Aboud: “Queríamos darle la vuelta a la típica presentación de una fragancia con Rosa como nota principal. Para contrastar con la ligereza de los pétalos de esta fragancia, diseñamos un consistente frasco de cristal con una fo

rma contundente y funcional. Su base, profunda, gruesa, llena la mano con su firme peso. La fragancia parece entonces, flotar dentro como una lágrima. Está coronada en la parte 

superior con un tapón de metal Art Decó que parece casi industrial, prácticamente masculino, en consonancia con cada una de las líneas cortadas individualmente, añadiendo una genuina

 sensación de artesanía. Desde luego, no hay nada que se pueda desaprovechar de este frasco.”
Aprovechad que mayo es el mes de las Rosas para disfrutarla mucho. 
Si te ha gustado, compártelo...