438 Views |  Like

LE FLUIDE DE L’EAU BY ISSEY MIYAKE

De todos es conocido cómo gira la cultura japonesa en torno al agua. Especialmente si hablamos de belleza. Por eso, cuando el diseñador Issey Miyake se introdujo en el universo del perfume lo hizo con una fragancia que denominó L’Eau. De igual manera, cuando se ha introducido en la cosmética lo ha hecho conjuntamente con Shiseido lanzando una crema de tratamiento global anti-edad con el agua que brota al pie de la cadena volcánica Kirishima, de la isla japonesa de Kyushu, muy rica en minerales esenciales para la piel. 

El pasado mes de febrero presentaban la crema y ahora, presentan Le Fluide de L’Eau, con idéntica formulación pero con una textura mucho más ligera destinada a las pieles grasas, o a aquellas que tengan la piel normal pero que prefieran en verano productos que no dejen brillos indeseables en la piel.
Tanto la Crema como el Fluido contienen un 57% de agua de Kirishima en estado puro. Este agua es muy rica en calcio, magnesio, sodio, potasio y, sobre todo, silicio, famoso por sus propiedades anti-edad, lo que constituye un entorno favorable para que se desarrolle la vida celular. 
La firma Shiseido ha escogido tres activos que acompañan al agua de Kirishima y que favorecen 

este efecto anti-edad. El extracto de mirto, que favorece la síntesis de las proteínas de la longevidad. Micropoteínas para motivar la producción de las fibras de colágeno para redensificar la piel. Y, por último, la carnosina, un péptido protector antioxidante que captura los radicales libres y preserva la piel frente a las agresiones internas y externas. Hay que tener en cuenta que los radicales libres se forman por la acción de los rayos UV, que son las agresiones “externas”, pero también los origina el propio organismo en determinadas circunstancias como es el estrés, de ahí la denominación “agresiones internas”. 
Si te ha gustado, compártelo...