128 Views |  Like

¿TIENES LA PIEL SECA, O SÓLO SE TE SECA EN INVIERNO?, POR SILVIA ARENAS

Comenzamos una serie de entradas en las que vamos a ver las características de los diferentes tipos de piel que existen, al margen de la edad. Le vamos a dar prioridad a las problemáticas de cada tipo de piel, según la estación del año y la climatología.

Precisamente porque estamos sufriendo un invierno muy duro, vamos a comenzar por las PIELES SECAS. Como ya sabéis, en invierno, con el frío y la sequedad ambiental, todas las pieles se vuelven más frágiles y “se secan”, mientras en en verano ocurre lo contrario.

Hoy es SILVIA ARENAS quien escribe. Os dejo con ella y su entrada ¿TIENES LA PIEL SECA, O SÓLO SE TE SECA EN INVIERNO?

La piel seca es bonita, sí, pero también frágil. ¿Y por qué tengo la piel tan seca?, te preguntarás. Suele ser consecuencia de una insuficiente secreción de sebo y de la disminución de la hidratación de la capa córnea, aunque también puede ser causa de las condiciones atmosféricas, el exceso de agua calcárea o el uso de jabones que le hacen perder su protección natural.

¿CÓMO RECONOCER LA PIEL SECA? 
Verás que es mate, sin brillo, de tacto áspero, tenso y tirante, y con tendencia a pelarse. Normalmente son pieles finas, casi transparentes, pero con una mala elasticidad y una pésima hidratación. De tono claro y poros muy cerrados, casi invisibles, es también sensible y se irrita fácilmente. A veces, la podéis reconocer por su tendencia a enrojecer y padecer cuperosis y alergias. Seguro que las que tenéis este tipo de piel gozasteis de una afortunada adolescencia sin acné. Sin embargo, al iniciar la treintena, habéis notado una aparición prematura de arrugas, eso sí, poco profundas.

Dentro de las pieles secas hay cuatro tipos: las de sequedad ocasional (producida por el clima como el frío que tenemos estos días); las fisiológicamente secas porque les faltan cuerpos grasos, y las constitucionalmente secas porque les faltan cuerpos grasos (estas son genéticas y se heredan de madres a hijas). A la última categoría pertenecerían las deshidratadas, es decir, las que sufren una carencia de agua (aquí la piel puede ser seca, mixta o grasa).

Si te ha tocado tener esta piel transparente, pero frágil, tienes que cuidarla con especial cariño. Este tipo de piel necesita hidratación y nutrición para que luzca bonita. La hidratación la puedes llevar a cabo a través de la cosmética, que frena la evaporación y capta la humedad ambiental y, también, hidratándote por dentro e ingiriendo, al menos, un litro de agua al día.

Para limpiarla, usa una leche limpiadora y un tónico para pieles secas. Para hidratarla, utiliza diariamente una hidratante específica por la mañana y una nutritiva por la noche, eligiendo, especialmente en épocas de frío, texturas ricas y densas. Hazte una mascarilla hidratante dos veces por semana y, una vez a la semana, una exfoliación suave y sin gránulos. A evitar: jabones y detergentes alcalinos y agua muy calcárea. Y ojo con el sol y los ambientes secos: son nefastos para este tipo de piel y necesitan una atención mayor.

Estas son algunas de las novedades para las PIELES SECAS que también puedes puedes utilizar TEMPORALMENTE si tienes la piel normal o mixta y estás pasando por un periodo de deshidratación ocasional por las bajas temperaturas:

 – HUILE DE ROSE, DE BY TERRY:
Este aceite acaba de salir al mercado y está destinado a la reparación de pieles secas y dañadas. Se trata de un aceite reafirmante y nutri-regenerante con células vegetales de rosa adamascena y extractos de otros seis tipos de rosa. Cuando te lo aplicas (aquí hablo con conocimiento de causa: tengo la piel seca), notas una sensación de confort muy agradable. Tiene una textura de aceite seco que te da un tacto sedoso, como aterciopelado. Y además, huele muy bien. ¡A rosa!
Precio: 78 € / 30ml

– CREMA DE ROSA ARCTICA DE KIEHL’S:
El ingrediente estrella de esta crema es el activo de ROSA ARTICA, Haberlea Rhodopensis, cultivada a mano en la cordillera de las Montañas Ródope de Bulgaria, data de hace más de 10.000 años y se cree que sobrevivió a la Edad de Hielo. Esta extraña flor ha sido ampliamente estudiada por multitud de botánicos, debido a su habilidad para permanecer deshidratada más tiempo que cualquier otra planta (hasta 31 meses), y volver a la vida bajo condiciones más favorables.

La ROSA ARCTICA ha desarrollado un ingenioso sistema de protección que minimiza la pérdida de agua, evita que se seque completamente y le permite sobrevivir durante largos períodos de sequía, emergiendo ilesa con el fin de reestructurar sus células durante el período de re- hidratación y tiene el doble efecto de estimular la renovación celular y protege la barrera cutánea. Pero además, este activo tiene la propiedad de aumentar la vitalidad de las células, prevenir la pérdida de agua de la piel y frenar la oxidación de los radicales libres.
Precio: 52 €

– HYDRA LIFE EXTREME, DE CHRISTIAN DIOR: 
La línea hidratante de DIOR para treintañeras, lanzó el año pasado, HYDRA LIFE EXTRÊME, específica para pieles muy secas y deshidratadas. Enriquecida con manteca de mango de la India, esta crema tiene una textura rica y untuosa. Entre sus bondades está el reconstruir la barrera hidrolipídica y dar a la piel una sensación de confort. Si tu piel es extremadamente seca, la puedes utilizar durante todo el año. Y si tu piel no es tan seca, pero con la sequedad del frío está deshidratada, no dudes en probarla.
Precio: 54 € / 50ml

– CELLULAR TIME RELEASE MOISTURIZER INTENSIVE, DE LA PRAIRIE. 
Aunque no es una novedad en el mercado cosmético, no puedo dejar de mencionar esta crema para pieles secas. Es, literalmente, mano de santo. De textura aterciopelada, su fórmula triple emulsión (agua-en aceite-en agua) hace ligera esta crema con base de aceite. Cuando la usas, no tienes sensación de tirantez en todo el día (¡la firma asegura que en 16 horas!). En definitiva, hidrata, retexturiza y su vitamina C le da propiedades antioxidantes. Muy recomendable.
Precio: 148 € / 30ml

– DAY WEAR ADVANCED MULTI-PROTECTION ANTI-OXIDANT CREME SPF 15, DE ESTÉE LAUDER. 
Los que me gusta más de esta crema es que, además de ser anti-edad, protege contra los UV. Dirigida especialmente a las pieles secas, es una crema de textura rica y emoliente, que deja a la piel una sensación muy confortable al aplicarla. Entre sus ingredients destaca el ácido hialurónico (el “imán” de agua) y una combinación de lípidos que repara y mantiene sellada la humedad en la piel. Ah, y huele muy bien, como a pepino.
Precio: 51 € / 50ml

– EIGHT HOUR CREMA HIDRATANTE FACIAL INTENSIVA, DE ELIZABETH ARDEN. 
Esta crema es un clásico archiconocido de las pieles secas (¡nada menos que desde 1930!), pues protege de las temperaturas extremas y los cambios bruscos de temperatura, manteniendo la piel hidratada. Sin embargo, ahora nos viene reformulada con un protector solar factor 15. Sus cualidades: se absorbe rápidamente, tiene un efecto calmante, restaura la piel dañada.
Precio: 26 € / 53g

– HUILE SANTAL DE CLARINS
Este aceite 100% natural concentra puro extracto de plantas y aceites esenciales. Si te notas la piel tirante por culpa del frío, lo puedes usar como cura intensiva durante tres semanas. Verás cómo la piel se “recupera” y recobra su equilibrio original. De textura fina y absorción rápida, nutre y reconforta en caso de desecaciones intensas o rojeces.
Precio: 43 € / 30ml

DOS GUIÑOS PARA TODOS LOS TIPOS DE PIEL

No os penséis que los aceites son un lujo exclusivo de las pieles secas. Si tienes la piel normal o mixta, pero esta época la notas deshidratada y con una pérdida de tono a causa de las bajas temperaturas, tienes otro aceite de la gama, HUILE ORCHIDÉE BLEUE, también de CLARINS, que te dará vitalidad, luminosidad y te verás la piel más resplandeciente. Los aceites de CLARINS contienen entre un 2 y un 4% de aceites esenciales, que es el porcentaje óptimo para una buena eficacia y una buena tolerancia de la piel y gracias a su alto contenido de moléculas activas, aportan a la piel numerosas propiedades que ninguna sustancia sintética puede brindar con la misma exactitud.

AQUÍ ESTÁ EL VÍDEO EXPLICATIVO DE LA FORMA DE APLICACIÓN DE LOS ACEITES ESENCIALES DE CLARINS

RITUAL PEAU D’HIVER DEL 
CENTRO DE ESTÉTICA RITA FONT

Nuestro segundo guiño para evitar la sequedad cutánea que caracteriza la piel en invierno es el RITUAL PEAU D’HIVER que realiza el CENTRO DE ESTÉTICA RITA FONT, de Madrid. El objetivo de este ritual es desensibilizar la piel, recuperar el equilibrio hidro-lipídico y preservar su función barrera. Se realiza en cara, cuello, escote y manos dentro de la misma sesión.

El protocolo dura 60 minutos y comienza con:
– Desmaquillado y limpieza suave con crema desmaquillante rica en caléndula
– Exfoliación, con un enzimático de textura cera con el que conseguimos una exfoliacion suave y selectiva
– Tonificación, con una loción hidratante rica en extractos marinos
– Concentrado: un suero rico en activos que van a recuperar el equilibrio hidro-lipídico, con activos omega 3 y omega 6, ácido hialurónico y vitaminas A y B
– Masaje remodelante y calmante para dar elasticidad, resitencia y confort a la piel, con soja, vitaminas A y E, esencial de avellanas, etc…
– Mascarilla efecto térmico rica en todos los activos anteriores y con un efecto relajante y sellador.
– Crema final, con efecto protector

DÓNDE: Rita Font Centro de Estética
C/ Goya, 69. 1º Ext. Derecha (Madrid)
PRECIO: 65 €


MUCHAS GRACIAS 
POR LEER Y COMENTAR
Si te ha gustado, compártelo...