66 Views |  Like

UNA PIEL LA PRAIRIE

Esta entrada se la voy a dedicar a una de mis mejores amigas, Susana porque nunca he conocido a nadie que mejor represente lo que es el universo de esta firma fantástica que ha hecho posible mejorar la calidad de la piel como lo hace con sus productos y sus investigaciones.

Os comentaré que Susana era (digo era, porque ya se ha mentalizado) de esas inconscientes que se meten en la cama sin desmaquillar y que al día siguiente se quitan los restos en la ducha con una toallita cualquiera, después se aplican una hidratante sin pasar previamente por el tónico y por el sérum. A continuación, fondo de maquillaje y en verano, se dan bien de terracotas. Eso sí, máscara de pestañas negra, lápiz negro y barra de labios nude en toda regla.
Ya os podréis imaginar que para mí, hablar de cosmética con ella es algo más que un acto de fe, pero para algo estamos las amigas, ¿no? Un día me llama 

al móvil y me pregunta: “Oye, ¿qué sabes de unas aguas desmaquilladoras que ha sacado La Prairie?”
(¿¿¿¿????? Mi respuesta).
Reconoció que le habían dado unas muestras y que estaba encantada: “¡No me podía imaginar que tenía la piel tan sucia!” (¡Benditas muestras! Que no falten de los stands. La de adeptas que hacen). Mientras entonaba un mea culpa por las barbaridades cometidas antaño y me confesaba que se había hecho consumidora de todos los productos de La Prairie.

Os cuento cuál es su rutina de belleza con los productos de la firma y añadiré que tiene la piel seca, de color oliváceo y que cuando se broncea, pasa directamente a tener un tono como venida del trópico. Susana viaja mucho por trabajo en el sector de la moda a muy alto nivel y tiene un 
sexto sentido para todo lo 

que será tendencia mañana, y está todo el día “vendiendo”.
Las limpiadoras que “engancharon” a mi amiga son: Cellular Comforting Cleansing Emulsion y Cellular Cleansing Water Eyes and Face. Y como no podía ser de otra manera, Susana ha optado 
por esta última porque es “un agua que vale para todo”, como ella dice cuando se refiere a esta. Pedirle más era realmente complicado. Por mi parte, os diré que ambas contienen el complejo celular patente de La Prairie y que incluyen extractos de plantas que además de arrastrar literalmente la suciedad, empiezan ya a proteger la piel (ácido hialurónico, té verde, y blanco, bisabobol, malva, caléndula… entre otros).
Por el día, previo desmaquillado, utiliza Skin Caviar Crystalline 

Concentré porque nunca se ha visto la piel como ahora, tan luminosa y tan bien hidratada. Esto es porque este sérum contiene aminoácidos, vitamina C estabilizada, alphahidroxiácidos, extractos de plantas, de caviar y de diamante, mica y cristales de cuarzo. Realmente espectacular.
Como ya me hace algo más de caso (no me voy a hacer ilusiones), ha empezado a utilizar una crema hidratante con spf 15, Cellular Moisturizer y el contorno de ojos Anti-Aging Eye Cream spf 15.
Ahora que está ya morena, utiliza Cellular Treatment Bronzing Powder, porque le gusta el acabado natural que deja en la piel. Y sigue fiel a su máscara de pestañas negra, el lápiz idem y los labios rosa nude que le caracterizan.

Ya no se va a la cama por la noche sin desmaquillar. Le ha encontrado el gustillo a esto de la cosmética de tratamiento y empieza a tomárselo como un momento de disfrute, no como una obligación, y se nota. Como viaja y tiene mucho estrés, y se ha dado cuenta de los estragos que causa este en la piel, está usando el sérum Anti-Aging Longevity y después, la crema Anti-Aging Stress. Buena elección. Ambos productos incluyen sustancias que actúan directamente en el mecanismo protector del ADN de la piel y sobre la protección de las sirtuinas o proteínas de la longevidad (Sirt 1), así como un complejo de hongos que incluye el famoso Shiitake (el de los emperadores) y el Mulcor Miehei que fomentan la producción de colágeno en la dermis y de acido hialurónico. Y se va a la cama tan a gusto.
Me diréis: “¡¡Menudo presupuesto!!” con toda la razón del mundo, pero a ella le compensa porque nunca se había visto una piel así.
Si te ha gustado, compártelo...